Robobricks, una escuela que enseña a fabricar robots

La iniciativa se lanzó hace tres años en la capital y ha formado a quienes viajarán a China
El equipo conformado por Omar Arredondo, Diego Hernández, Estefanía Córdova, José Manuel Hamdam, Jorge Peña, Álvaro Maldonado y Marco Velásquez viajarán a Beijing el próximo 4 de agosto, para una competencia. MARIO ARTURO MARTÍNEZ. EL UNIVERSAL
17/05/2018
11:00
Christian Jiménez
Oaxaca de Juárez, Oaxaca
-A +A

[email protected]

Aunque reconoce haber iniciado con un poco de recelo, hoy Estefanía, de 13 años de edad, es una de las integrantes del equipo que viajará a Beijing, China, para un concurso internacional de robótica.

Sus talentos para la ciencia los descubrió en Robobricks, una escuela que inicia a niños y niñas de edad escolar en el mundo de la programación y la construcción de prototipos mecánicos. Los alumnos más destacados han visitado países como Rumania, China, Alemania y España.

Estefanía es una de las dos niñas que asisten a los cursos extracurriculares de robótica educativa, que se apropió del podio de la última edición de la Final VII Liga Latinoamericana de Robótica, efectuada el pasado mes de noviembre en Morelia, Michoacán.

El proyecto está orientado a estudiantes desde los seis años hasta el nivel superior, con el objetivo de fomentar “la cultura de la ciencia y propiciar una cercanía hacia la tecnología, robótica, matemáticas y física”, acotó la ingeniera, especialista en tecnología educativa, Marina López.

mm09052018014.jpg

Los cursos están hechos para todos los niños. A Estefanía, por ejemplo, la inscribieron sus papás, debido a su afinidad con las matemáticas y la tecnología. Hoy, tras haber aprobado el primer módulo semestral, es capaz de construir robots y programarlos para que tengan movimiento. Sin embargo, la docente admite que es inusual que las niñas se acerquen a prácticas científicas de complejidad.

“No necesitas saber nada, a los niños les enseñamos desde cero, aquí instruimos, creamos y fomentamos habilidades”, indica la profesora y añade que, incluso, hay niños que desde antes de saber a leer y escribir aprenden a programar.

Abunda que es común que las ingenierías sean calificadas como carreras “para hombres”.

Sin embargo, López sostiene que las niñas son igual de capaces que los niños de desarrollar el gusto por la robótica y las matemáticas. Como resultado de ello, los niños y niñas que asisten a las horas extracurriculares mejoran sus capacidades de socialización y además, con el tiempo, se hacen más capaces de entender y desarrollar problemas matemáticos.

mm09052018013.jpg

De competencia

En un ambiente en el que no hay distinción de género, el equipo conformado Omar Arredondo, Diego Hernández, Estefanía Córdova, José Manuel Hamdam, Jorge Peña, Álvaro Maldonado y Marco Velásquez inició el reto de reunir 25 mil pesos cada uno, para poder emprender el viaje al continente asiático.

Los estudiantes tuvieron la oportunidad de demostrar sus conocimientos en robótica, física y matemáticas para construir un prototipo que demostró ser más fuerte y resistente que el del resto de los equipos  que estuvieron en la competencia.

Del 4 al 18 de agosto podrán viajar a Beijing, China, a participar en el concurso internacional de robótica. “Nosotros buscamos que nos apoyen para poder comprar los boletos, hemos buscado a autoridades de gobierno para pedir subsidio, pero hasta el momento no hemos tenido respuesta concreta”, dice.

mm09052018007.jpg

“Para nosotros es importante que los conocimientos no se queden solamente aquí, sino que los pongan en práctica en pruebas que los ayuden a resolver problemas de la vida real, a través de la robótica”, acota. Alumnos de la escuela han competido en otros países como Alemania, Rumania y España.

“México tiene talento para desarrollar este tipo de habilidades, sólo hace falta pulir los procesos, pero estamos en ello y para nosotros es importante que se desarrolle este tipo de actividades”, destaca  la maestra.

Los alumnos que asisten a la escuela de robótica están preparándose para asistir a la World Robotic Olympics 2018, cuya etapa nacional se realizará en el estado de Colima.

Las pruebas consisten en construir y programar un modelo de robot que sea capaz de moverse para clasificar la basura. De pasar la etapa nacional, los jóvenes asistirían a la etapa internacional, a realizarse en Tailandia.

mm09052018009.jpg

Iniciativa Robobricks

La escuela de robótica Robobricks empezó en Oaxaca hace tres años, aunque el proyecto original fue generado en Sonora hace siete.

  Los cursos que se imparten se dividen en tres grupos de edad: Roboteens, Robokids y Desarrollo de proyectos. Las materias que imparten son robótica educativa, impresión 3D, electrónica y programación, maker space o desarrollo de proyectos en electrónica, programación y diseño; las asignaturas son impartidas por dos profesores a cargo de los cursos.

mm09052018015.jpg

Comentarios