Admiten demanda de amparo contra titularidad del Poder Judicial

En la denuncia también se señala como autoridades responsables a los diputados del Congreso del Estado y al Gobernador del Estado
Foto: Especial
17/05/2018
09:00
Juan Carlos Zavala
Oaxaca de Juárez, Oaxaca
-A +A

El Poder Judicial de la Federación (PJF) admitió la demanda de amparo contra la designación de Raúl Bolaños Cacho Guzmán, como presidente interino del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Oaxaca (TSJE), por presuntamente ser un nombramiento ilegal.

La demanda fue interpuesta por el abogado Rafael García Zavaleta y aceptada por el Juez Segundo de Distrito perteneciente al Décimo Tercer Circuito del PJF. Las autoridades señaladas como responsables son el pleno de magistrados que conforman el TSJE, los diputados locales del Congreso del Estado y el titular del Poder Ejecutivo.

Bolaños Cacho Guzmán fue nombrado Presidente Interino del TSJE el 13 de marzo de 2017. García Zavaleta, especialista en derecho constitucional y electoral, aseguró que la designación es “ilegal y de tracto sucesivo”, es decir, que existe la violación al artículo 102 de la Constitución Política de Oaxaca y a la Ley Orgánica del Poder Judicial del estado desde el primer momento en que se dio (el nombramiento) hasta la fecha.

Lo anterior, porque “se trata de una violación de un derecho colectivo como lo es el acceso a la justicia y todas las garantías que lo rodean”.

En el proceso jurídico interpuesto, acusa al gobernador Alejandro Murat y a los diputados locales de la 63 Legislatura del Congreso local, de “omisión flagrante y dañina”, al dejar de ejercer la facultad y obligación que le prescribe el artículo 102 de la Constitución para efectos del nombramiento de un magistrado.

García Zavaleta explicó en la demanda de amparo que Bolaños Cacho, sin ser magistrado en ejercicio, fue nombrado Presidente Interino del TSJE previa licencia que presentó el magistrado Alfredo Rodrigo Lagunas Rivera, como Presidente Constitucional del Tribunal Superior de Justicia, que venía ejerciendo por un periodo de cuatro años a partir de enero de 2016.

El 11 de diciembre de 2009, detalló, a Bolaños Cacho se le autorizó su petición de jubilación en forma voluntaria, con efectos a partir del uno de enero de 2010.

“Es decir, hizo creer a los oaxaqueños que al ser nombrado Presidente Interino del Tribunal Superior de Justicia del Poder Judicial del Estado de Oaxaca, era magistrado en funciones y con pleno ejercicio de sus derechos, lo que resultó falso”.

El abogado aseguró que esto constituye una enorme violación a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, a la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Oaxaca y a la Ley Orgánica del Poder Judicial del Estado de Oaxaca, así como a los diferentes Tratados Internacionales.

“(Porque) el titular del órgano de administración de justicia y el máximo órgano jurisdiccional del Estado, ha nombrado a una persona Presidente sin ser magistrado en funciones y sin reunir los requisitos de ley, lo que constituye un atentado a la autonomía e independencia al Poder Judicial del Estado de Oaxaca, y en consecuencia, un atentado al Estado Constitucional de Derecho del Estado Libre y Soberano de Oaxaca”.

Pero además, apuntó, es un acto que lo perjudica en lo particular, porque Bolaños Cacho --según denunció-- se ha dedicado a dar línea o instrucciones verbales a sus jueces y magistrados para entorpecer la administración de justicia, que perjudica el interés legal de los litigantes en los diversos juzgados y salas del Tribunal de Justicia del Estado de Oaxaca, toda vez que ven entorpecidos el ejercicio y trabajo profesional como abogados.

“Es el caso de muchos abogados litigantes, que invité a suscribir la presente demanda de amparo, pero al enterrase de su contenido me manifestaron que sentían miedo y que mejor no firmaban, que el tiempo se va rápido y en unos tres años más se tendrá que ir del tribunal el mencionado Raúl Bolaños Cacho Guzmán”.

De acuerdo con García Zavaleta, la primera vez que Bolaños Cacho fue presidente del TSJE “me fastidió la vida, privándome de la libertad a través de un juez de consigna, el C. Jesús Hermes Ángel Maldonado, juez penal del Juzgado Tercero Penal de la ciudad de Oaxaca o Distrito del Centro, en esa época la secretaria judicial era Rosa Isela Vásquez y la notificadora Josefina Fructuoso S., siendo sometido bajo auto de formal prisión y a proceso por los delitos de abuso de autoridad, lesiones, amenazas y daños, en el expediente penal No. 22/2002”.

De la misma manera, aseguró que en los expedientes civiles 96/2011, 98/2011, 635/2011 del índice del Juzgado Civil de Tehuantepec, Oaxaca, el juez tiene promociones de más de seis meses sin acordar, porque dice que tiene miedo de sufrir las represalias de Bolaños Cacho.

 

Comentarios