Universidad Chapingo se une al rescate del río Atoyac

Artista Francisco Verástegui solicitará a autoridades viáticos para académicos
Foto: Edwin Hernández / EL UNIVERSAL
10/06/2019
03:02
Christian Jiménez
Oaxaca de Juárez, Oaxaca
-A +A

Tras efectuarse el Primer Festival del Río Atoyac, el pasado 5 de junio, el artista y ambientalista, Francisco Verástegui, dio a conocer que las organizaciones ecologistas de la entidad están en pláticas con especialistas de la Universidad Autónoma Chapingo, que aceptaron colaborar con los estudios correspondientes para iniciar con las tareas de rescate del afluente.

“No necesitamos invertir 5 millones de pesos, ellos aceptan ayudarnos a cambio de cubrir sus viáticos”, añadió. Ante la posibilidad de reducir gastos en el urgente rescate del río, los ambientalistas se reunirán con autoridades locales y federales, a fin de obtener los recursos suficientes para iniciar las labores de rescate.

Verástegui agregó que México no es el único país donde se han realizado históricamente rescates de afluentes por sus altos niveles de contaminación. Un ejemplo, dijo, es el río Támesis, en Londres, que tuvo que ser rescatado tras la Segunda Guerra Mundial.

“La estrategia es iniciar donde nace el río Atoyac, en Huitzo y en San Francisco Telixtlahuaca, cuya población apenas rebasa los 10 mil habitantes… donde empieza a ensuciarse”, destacó.

La Universidad Autónoma Chapingo propone realizar los estudios necesarios y trasladar los artefactos para los estudios previos, con el objetivo de rescatar los tramos del caudal que se ubican en las poblaciones mencionadas.

Precisó que el Atoyac comienza en la población de San Pablo Huitzo,  pero  a unos 300 metros la gente llega y tira basura: “Van a lavar ropa, sus coches, le echan desechos de un hospital y ni siquiera hay un censo de drenajes de las casas. No se sabe cuántas tienen fosas sépticas o drenajes que desembocan en depósitos de aguas negras y después, en el río”.

 En mayo pasado, el Tribunal Colegiado de Acapulco, Guerrero,  emitió la resolución que confirma la sentencia de una jueza federal de Oaxaca, que ordena la protección de los ríos Salado y Atoyac (Amparo en revisión 280/2018). Con este recurso jurídico, el Poder Judicial de la Federación ordenó a 18 autoridades federales, estatales y municipales tomar acciones para sanear y preservar ambos cauces.

El Instituto de la Naturaleza y la Sociedad Oaxaqueña (INSO) revela que en el Atoyac, 34 municipios de los Valles Centrales arrojan sus aguas residuales. Según  la Comisión Estatal del Agua (CEA).

Comentarios