Se reactiva conflicto en San Mateo del Mar: Retienen a tesorero por atropellar a ciudadano

Esta situación activó la ya de por sí tensa situación que se vive después de la masacre de 15 ciudadanos el pasado 21 de mayo en Huazantlán del Río
Se reactiva conflicto en San Mateo del Mar: Retienen a tesorero por atropellar a ciudadano
Foto: Roselia Chaca
25/09/2020
01:58
Roselia Chaca
-A +A

Juchitán de Zaragoza.— Habitantes de Benito Juárez, agencia municipal de San Mateo del Mar, mantienen retenido desde la tarde de este jueves al tesorero Juan Carlos Edison Hinojosa, quien pertenece al equipo de gobierno que encabeza el presidente municipal Bernardino Ponce Hinojosa, por atropellar a un ciudadano mientras conducía en estado de ebriedad.  

Esta situación activó la ya de por sí tensa situación que se vive en San Mateo del Mar después de la masacre de 15 ciudadanos el pasado 21 de mayo en Huazantlán del Río, por lo que familiares del retenido pidieron ayuda a las autoridades policíacas y al gobierno del estado para su rescate, ante la amenaza de que sea linchado por los ciudadanos contrarios al presidente municipal, quienes afirman estar "cansados de los abusos" de la autoridad que desconocieron. 

La policía estatal, la policía ministerial y vial, intentaron entrar ayer por la noche a rescatar al ciudadano pero se encontraron con el bloqueo del camino a la altura de Huazantlán del Río

De esta manera, elementos de seguridad continúan hasta el día de hoy buscando un diálogo con los habitantes de Benito Juárez para ingresar y rescatar al tesorero municipal, "antes de que tomen justicia por su propia mano nuevamente", señalaron. 

En San Mateo del Mar existe un conflicto interno entre los habitantes que reconocen al presidente municipal Bernardino Ponce Hinojosa y quienes lo rechazan, por considerar que ganó de manera fraudulenta. Además, la población contraria a él lo acusan de  hostigar al pueblo con un grupo armado. 

Este problema político electoral ha dejado 16 muertos este año en la zona huave. Entre el 21 y 22 de junio pasados, 15 personas indígenas de esta comunidad ubicada en una delgada franja de tierra entre las aguas del Océano Pacífico y las de la Laguna Superior fueron torturadas y quemadas vivas como resultado de este conflicto entre grupos antagónicos, definidos por quienes desconocen a Bernardino Ponce como edil, y quienes no.

Días antes, el 2 de mayo, había sido asesinado Filemón Villalobos, agente municipal suplente de Huazantlán, sin que el crimen fuera esclarecido ni se haya hecho justicia, luego de que un grupo de personas quemaron viviendas, vehículos y atacaron a ciudadanos de esta localidad.

Por estos hechos, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos envió el pasado 17 de agosto un equipo multidisciplinario para verificar la implementación de las medidas cautelares que dictó para dicha comunidad, solicitadas al gobierno estatal. 

Este jueves, familiares de las víctimas de la masacre se reunieron en las instalaciones de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) para exigir justicia.

Acompañados de representantes de las organizaciones civiles, así como de los sobrevivientes del ataque armado del pasado 21 de mayo, resaltaron que no descansarán hasta que sean atendidos en su petición, pues expusieron que dicha agresión sangrienta no quedará impune, a pesar de que en últimas fechas han seguido recibiendo amenazas para intimidarlos.

Comentarios