Congreso inicia revocación de mandato contra ediles de San Pedro Ixtlahuaca y Tlaxiaco

Legisladores afirman que pusieron en riesgo la salud pública al permitir la celebración de fiestas religiosas pese a las prohibiciones sanitarias por la pandemia
Congreso inicia revocación de mandato contra ediles de San Pedro Ixtlahuaca y Tlaxiaco
Foto: Fernando Miranda. EL UNIVERSAL
24/10/2020
11:47
Fernando Miranda
-A +A

Por la realización de fiestas religiosas que aglomeraron un importante número de personas, pese a que a la entidad se encuentra oficialmente en semáforo de riesgo naranja ante la pandemia de Covid-19, los integrantes de la 64 Legislatura iniciaron un procedimiento de revocación de mandato contra los presidentes municipales de San Pedro Ixtlahuaca y la Heroica Ciudad de Tlaxiaco, ubicados en los Valles Centrales y la región Mixteca, respectivamente.

De acuerdo con el diputado César Morales Niño (PT), las celebraciones tradicionales se realizaron el pasado fin de semana. En el caso de San Pedro Ixtlahuaca se trató de un rosario tradicional por las calles de la cabecera municipal en honor de San Lucas Evangelista, mientras que en el caso de Tlaxiaco se trató de las fiestas titulares 2020.

En la sesión del pasado miércoles, los diputados locales afirmaron que la actitud que han tomado ambos ediles pone en riesgo la salud de sus habitantes y ha desafiado las medidas preventivas para mitigar los contagios de coronavirus.

El procedimiento ya fue notificado, como lo establece la Ley Orgánica Municipal, y tiene como justificación poner en riesgo la salud pública, por lo que Morales Niño adelantó que estaba por formalizarse la petición de revocación de mandato ante la Comisión de Gobernación.

Ante este anuncio, las autoridades de ambos municipios se deslindaron a través de comunicados en los que aseguran que no se dio la autorización para realizar dichos eventos.

En San Pedro Ixtlahuaca, por ejemplo, el edil Manuel Duarte Pérez aseguró que el ayuntamiento no participó en la fiesta religiosa. Lo anterior dado que en sesión de Cabildo del 23 de septiembre pasado se determinó la suspensión de la festividad, que dura cuatro días, por lo que el acto que sí se realizó corrió a cargo del gremio de mayordomos, autoridades tradicionales religiosas.

Pese a ello, el legislador aseguró actitud la actitud de ambos ediles fue omisa, ya que debieron impedir que se celebraran dichas fiestas religiosas.

“Nunca lo han impedido. Tienen que trabajar por la salud pública de los ciudadanos, no es nada más decirles que no lo hagan sabiendo que va a ocurrir. En otros lados estamos viendo ya la utilización de la fuerza pública para evitar aglomeraciones que pongan en riesgo la salud de las personas”, señaló.

No es la primera vez que San Pedro Ixtlahuaca enfrenta señalamientos por no observar las medidas sanitarias contra la pandemia. En junio pasado, este municipio que se rige por usos y costumbres realizó su fiesta patronal en honor a San Pedro Apostol, por lo que se inició un procedimiento en su contra en el área jurídica de los Servicios de Salud de Oaxaca y se le impuso una multa.

Además, los propios vecinos de la comunidad han denunciado que algunos sitios de taxis colectivos que dan servicio de transporte han dejado de observar las medidas sanitarias como llevar menos personas y usar cubrebocas.

Respecto a las fiestas religiosas del fin de semana, Morales Niño afirmó que no se trata de algo menor, dado que Oaxaca vive un repunte de casos de Covid-19 y podría estar próximo a regresar a semáforo rojo.

Hasta este sábado, Oaxaca acumula 20 mil 434 casos de Covid-19 y mil 604 defunciones. De ese total, 90 casos y 5 defunciones se han confirmado en San Pedro Ixtlahuaca; mientras que en Tlaxiaco suman 117 contagios confirmados y 16 defunciones.

Comentarios