Se reactiva conflicto entre Quetzaltepec y Chuxnaban; hay tres muertos

Comunidad mantiene un conflicto agrario con su agencia municipal Chuxnaban, que dejó 4 muertos en 2018
Foto: INPI
15/07/2019
01:54
Fernando Miranda
Oaxaca
-A +A

Tres personas muertas y al menos tres más heridas fue el saldo de un ataque armado en la comunidad de El Espinal, perteneciente al municipio de San Miguel Quetzaltepec, en la microrregión mixe, perteneciente a la Sierra Norte de Oaxaca, informó la Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO).

El ataque se da enmarcado en un conflicto agrario  de varias décadas que mantiene la cabecera municipal de Quetzaltepec, con su agencia municipal  San Juan Bosco Chuxnaban, y que en 2018 dejó cuatro muertos de esta última localidad. 

De acuerdo con datos preliminares, el ataque se registró ayer al rededor de las 11 de la noche, cuando  se efectuaba una fiesta con motivo de una clausura escolar, a la cual llegaron un grupo de desconocidos y emboscaron a los presentes. 

Las víctimas mortales fueron identificadas con las siglas J. J. R., R. H. R. y L. J. R., en tanto, a los lesionados se les identificó como: R. S. M., I. O. R y A. M. S. Por estos hechos la Fiscalía General integró la carpeta de investigación 23958/FVCE/ZACATEPEC/2019.

Fuentes al interior de Chuxnaban, que pidieron el anonimato por seguridad, confirmaron a EL UNIVERSAL que anoche grupos armados provenientes de la cabecera municipal de Quetzaltepec bajaron a las inmediaciones de Chuxnaban y rafaguearon a la comunidad.

También informaron que se trata de un segundo ataque, pues el 17 de junio personas armadas de Quetzaltepec, a primera hora de la mañana, rafaguearon edificios públicos de Chuxnaban, incluida la agencia municipal, escuelas y el Centro de Salud

Según la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO) el conflicto entre ambas poblaciones escaló en 2018  por cuestiones fiscales, específicamente la repartición de los recursos municipales de los ramos 28 y 33, de los cuales Chuxnaban ha sido excluida desde hace dos años. 

Por este conflicto,  el 8 de febrero, el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI) anunció que las comunidades habían firmado un acuerdo por el que se comprometían a iniciar el proceso de paz, pero habitantes de Chuxnaban acusan que en Quetzaltepec nunca respetaron el acuerdo y siguieron con la invasion de parcelas y la apertura de una carretera en la zona de conflicto, conocida como Rancho Coyul. 

"Fue un simulacro para que obtuvieran el programa pavimentación a cabeceras municipales  del presidente Andrés Manuel López Obrador", acusaron. 

Por estos hechos la población considera que hay un inminente riesgo y la tensión escala en la zona, pues afirman que en Quetzaltepec "han amenazado con seguir la matanza". 

"Solicitamos la intervención del gobierno para que reguarde la zona, la ruta transitada de Chuxnaban a Quetzaltepec, está el libre acceso, no habrá cierre de caminos".

Comentarios