Adjudican masacre de San Mateo del Mar a defensa del territorio ante megaproyectos

Miembros de la preparatoria comunitaria “José Martí” rechazaron que el asesinato de 15 personas esté relacionado con conflictos internos, políticos y poselectorales
Foto: Edwin Hernández
30/06/2020
04:31
Juan Carlos Zavala
-A +A

El equipo operativo de la preparatoria comunitaria “José Martí” que se encuentra en Santo Domingo Ixhuatán, aseguró que el asesinato de 15 personas el pasado 21 de junio en la agencia de Huazantlán del Río, de San Mateo del Mar, tiene como trasfondo la implementación de megaproyectos como el Corredor Interoceánico y los parques eólicos.

A través de un pronunciamiento, los miembros de esta preparatoria rechazaron que la masacre en este municipio del Istmo de Tehuantepec de Oaxaca esté relacionada con conflictos internos, políticos y poselectorales.

“La masacre al pueblo ikoot de San Mateo del Mar no es un conflicto interno o poselectoral, como lo considera el presidente Andrés Manuel López Obrador; tiene como base la negativa de las asambleas comunitarias a la implementación de megaproyectos que actualmente se circunscribe al Interoceánico, y saca a relucir los intereses de personas y grupos que quieren convertirse en capataces ante esta nueva conquista”, declararon.

Mientras que la Unión de Agencias y Comunidades Indígenas Ikoots señala como responsable directamente al presidente municipal, Bernardino Ponce Hinojosa de San Mateo del Mar, y a su asesor Jorge Leoncio Arroyo Rodríguez.

El asesinato de estas 15 personas, afirmó el equipo operativo de esta preparatoria, tiene antecedentes y denuncias que no fueron atendidas por ninguna autoridad de gobierno responsable.

Este domingo, EL UNIVERSAL publicó un artículo con las claves para entender la masacre, en el cual Marcelino Nolasco —quien coordinó entre los años 2000 a 2015 la actividad académica de un Bachillerato Comunitario en San Mateo del Mar impulsado por el obispo Arturo Lona Reyes — aseveró que dicha desatención de las autoridades, aunada a la pretensión gubernamental hace años de imponer un proyecto eólico en la zona, los rezagos y el olvido, así como el uso arbitrario de los recursos por parte de las autoridades locales, provocaron la ruptura entre el esquema tradicional e institucional del gobierno municipal.

Por lo que consideró que, al romperse el diálogo entre las autoridades en representación del Consejo de Ancianos con las autoridades constitucionales, se desbarató dicho equilibrio.

En el escrito, el equipo operativo de la preparatoria comunitaria “José Martí” recordó que el obispo Lona Reyes ha trabajado por la defensa de los pueblos originarios, por la educación fundando colegios y por la construcción de la paz, así como de la creación del Centro de Derechos Humanos Tepeyac del Istmo de Tehuantepec, el cual "resulta incómodo para los intereses políticos y económicos de quienes están a favor del despojo, y en contra de sus comunidades", señalan.

Ante el escenario de violencia desmedida y conflicto desatendido, la presidencia municipal de San Mateo del Mar hace un señalamiento sobre el equipo del Centro de Derechos Humanos Tepeyac, en particular de Marcelino Nolasco Aquino: “El compañero ha sido una persona que ha trabajado en la región, desde las comunidades eclesiales de base, y sobre todo en San Mateo del Mar, durante décadas, en el Bachillerato Ikoots y en muchas otras obras de beneficio hacia las comunidades de la zona lagunar, principalmente en el acompañamiento a los procesos de defensa de la vida y el territorio”, manifestó.

Comentarios